Cómo empezar una empresa de catering

19 MarzoLectura de 4 minutos340 visitas
Juan Antonio García
Redactor especializado en contenidos sobre negocios, marketing digital, tecnología y tendencias de la industria gastronómica para Poster.

Las empresas de catering en México están abriendo muchas oportunidades de negocio. Después del impacto económico de la pandemia de Covid-19, los servicios de alimentación atravesaron transformaciones radicales. Sin embargo, a diferencia de los restaurantes, las empresas de catering o “banquetería” están muy vinculados a otras industrias para las que preparan alimentos, desde hospitales, escuelas, centros de trabajo, locaciones fílmicas, hoteles, etc.

En este artículo te mostraremos qué necesitas para echar a andar una empresa de catering exitosa, desarrollando un plan de negocios exitoso, construyendo un menú diferente, organizando tus costos y beneficios adecuadamente y haciendo crecer tu marca para llegar a más clientes. 

Cómo hacer un plan de negocio para una empresa de catering

El primer paso es definir el concepto y los alcances de tu empresa de catering. El tipo de comida que sirvas suele determinar la imagen de tu marca. Sin embargo, la diferencia entre un plan de negocio para un restaurante y para un servicio de catering no son iguales.

El catering permite hacer presupuestos mejor balanceados, puesto que prácticamente no tienen inventario. Además, a diferencia de los restaurantes y locales fijos, el catering no tiene que pagar por la renta y mantenimiento de un lugar. Sin embargo, existen otro tipo de costos y requerimientos particulares que debes tomar en cuenta. 

La organización del personal y la logística son tan importantes que hablaremos al respecto de ellos por separado. Otro factor a tomar en cuenta son las autorizaciones sanitarias correspondientes, así como las legislaciones al respecto en tu lugar de operación. La selección de proveedores y la planeación de presupuestos es otro elemento fundamental. 

Y dado que una empresa de catering no tiene un domicilio fijo, todo plan de negocio debe tomar en cuenta el tipo de gestión comercial que llevarán a cabo para conseguir clientes y aumentar la operación después del periodo inicial de inversión.


Diseño del menú y personal

La mayor parte de los clientes de una empresa de catering son centros educativos, hospitales públicos o privados, así como hoteles y en menor medida, eventos privados. Pueden existir empresas especializadas en ofrecer menús nutritivos para niños o adultos mayores, por ejemplo, pero lo más recomendable es tener una gran variedad de opciones disponibles para tus clientes, elaborar los menús de acuerdo a sus necesidades y presupuestos, así como contar con la asesoría de un nutriólogo o profesional de la salud para asegurar que la comida que ofreces cumpla con las necesidades alimenticias de tus clientes.

Esto no quiere decir que el catering no pueda ser considerada una empresa de gastronomía. Conjunta lo mejor de este fascinante mundo con un servicio profesional de entrega de alimentos. Al tratar con comensales, el factor humano es sumamente importante. Por ello, puedes encontrarte sirviendo banquetes en eventos sociales o empresariales, donde tu presupuesto deberá incluir un servicio de meseros profesional, pero también puede que otro cliente solicite un buffet para una locación después de medianoche, con necesidades muy diferentes.

En cuanto al menú, los clientes y las restricciones sanitarias, una empresa de catering debe permanecer siempre flexible y receptiva a su entorno.


Aspectos administrativos clave

Sin importar el tamaño de tu inversión, una empresa de catering exitosa debe tomar en cuenta estos cinco aspectos administrativos clave. En la práctica, el organigrama de una empresa de catering recae sobre las mismas personas, pero lo más recomendable es aspirar a un grado de profesionalización y especialización que permita delegar las funciones en departamentos con responsabilidades bien diferenciadas, aunque se encuentren interrelacionadas..

  • Compras - Su trato con proveedores y control de inventario es vital para la empresa de catering. Su administración de inventarios puede beneficiarse de sistemas informáticos especializados como los de Poster. 

  • Recursos Humanos - Selección y capacitación del personal requerido para cada tipo de evento. Supervisa también la gestión de pagos y prestaciones al personal, o bien la contratación por outsourcing.

  • Comercial/Ventas - Generación de clientes, prospectos y proyectos de negocio para la empresa.

  • Operación - Producción y servicio de productos alimenticios, manejo de desechos, servicio al cliente. Funciones que pueden asimilarse a las del staff de cocina y piso de un restaurante, pero con particularidades específicas del catering.

  • Administración - Gestionar la empresa en el nivel administrativo, financiero y legal. La toma de decisiones con respecto al crecimiento y seguimiento al plan de negocio recaen en esta área vital.

  • Transporte y logística - Es el área que probablemente diferencia más al catering de cualquier otra, por lo que se le considera una función en sí misma. Aunque puede asimilarse a las funciones operativas, muchas veces existen proveedores externos de este tipo de servicio que pueden ayudar a una empresa de catering en sus comienzos. Sin embargo, a largo plazo será mucho más redituable invertir en la compra y mantenimiento de equipo y personal de transporte propio, con todos los costos y condiciones particulares que conlleva una pequeña flotilla de vehículos..

Publicidad y marketing - Darte a conocer será mucho más importante durante ciertas épocas del año y especialmente mientras construyes una cartera sólida de clientes. Las necesidades de comunicación de cada empresa de catering son variables, y pueden llevarte por canales tradicionales o no tradicionales. Sin importar tu presupuesto, contar con un profesional de marketing puede ayudarte a invertir mejor en tu negocio y hacerlo crecer.

Iniciar sesión en Poster

¿Olvidó su subdominio en Poster?